El sacerdote en un mundo herido. Las heridas de nuestro mundo

D. Fernando Sebastián, arzobispo emérito de Pamplona, España.
Ponencia presentada en el Encuentro de Delegados y Vicarios del Clero
Madrid, 27 de mayo 2008

Me toca a mí abrir estas jornadas disertando sobre una cuestión compleja, la situación del sacerdote ante un mundo herido. Para simplificar un poco las cosas comencemos por acotar bien el objeto de nuestras consideraciones. Intentaremos aclararnos un poco sobre esta inquietante cuestión, ¿cómo viven nuestros sacerdotes en el contexto de nuestro mundo tan herido? Este va a ser el objeto de las jornadas completas. Esta mañana me toca a mí hablar especialmente acerca de cómo es nuestro mundo, cuales son sus heridas más dolorosas, las más profundas, quizás las menos confesadas.

Si vemos con una cierta claridad cuales son los males de nuestro mundo, nos resultará más fácil saber con qué bálsamos nos tenemos que acercar a él, cuales tienen que ser las actitudes de nosotros pastores, qué verdades, qué sentimientos, qué propuestas de la vida cristiana son las más necesarias, las más curativas, cómo y dónde y cuándo tenemos que ofrecer o aplicar las medicinas que nuestros hermanos necesitan.

Print Friendly, PDF & Email

Vea también

La soledad es un problema extendido y persistente. Barómetro de la soledad no deseada en España 2024

Una de cada cinco personas (20,0%) sufre soledad no deseada en España. La mitad de …